Lizartronics, a través de su blog, recuerda que al realizar cualquier modificación en la electrónica del vehículo, debemos asegurarnos que lo dejamos en manos de profesionales, que nos ofrezcan calidad en el servicio, pre y posventa y una garantía que certifique el trabajo bien hecho.

 

Quieren recalcar, en este sentido, que para obtener un buen resultado al reprogramar la centralita es casi igual de importante la reprogramación en sí misma, como los pasos previos y posteriores al proceso.

A continuación les enumeramos los cuatro puntos fundamentales antes y después de reprogramar la centralita:

1. Diagnosis previa de vehículo: confirmación del perfecto estado de la electrónica antes de proceder a la reprogramación. Debemos descartar que exista algún problema externo o relacionado con la centralita que pueda influír en el proceso.
2. Lectura y copia de seguridad de la centralita: antes de cargar la reprogramación, se realiza una copia de seguridad de los datos de la centralita para poder devolverla a su estado original si fuese preciso.
3. Comprobación: una vez realizada la repro, procederemos a realizar un testeo mediante diagnosis y prueba dinámica si se dispone del vehículo.
4. Entrega de la copia original al cliente: como garantía posventa del servicio, y para asegurar la posibilidad de anular la repro dejando el vehículo con las características de origen. En Lizartrónics además, disponen de un archivo con el histórico de las reparaciones, caso de pérdida de la misma.