Toyota prepara el estreno de su segunda unidad con turbocompresor en la serie de nuevos motores, que mejoran drásticamente la eficiencia térmica y de consumo de combustible.

El nuevo motor turbo 8NR-FTS con inyección directa y de 1.2 litros de cilindrada estará disponible como opción para el rediseñado Auris, ya a la venta en Japón.

 

Al igual que las demás unidades de esta nueva gama de motores, el 8NR-FTS supone la culminación de años de desarrollo de motores híbridos y convencionales por parte de Toyota, con avances sustanciales en tecnologías de combustión y de reducción de pérdidas.

Como consecuencia, proporciona rendimiento y una aceleración excepcionales, además de presentar una impresionante eficiencia en el consumo de combustible y una eficiencia térmica líder en el mundo.

El nuevo motor 1.2T combina un turbocompresor de entrada única con una culata del cilindro que emplea un colector de escape integrado refrigerado por agua para optimizar la temperatura de escape. Así se consigue una admisión adaptable que no se ve afectada por la carga térmica del motor. El resultado es una gran respuesta en aceleración y un par máximo en un amplio intervalo de revoluciones.

Toyota ha mejorado asimismo la velocidad de la combustión, creando remolino de rotación vertical en el interior del cilindro. Esto, en conjunción con l aavanzada tecnología D-4T1, da lugar a una mezcla ideal de aire y carburante.

Por otra parte, el reglaje variable continuo de la válvula de admisión (VVT-iW) permite que el motor funcione en ciclo Atkinson, ajustando el reglaje de la válvula en función de la carga. Estas mejoras se combinan para producir una eficiencia térmica máxima del 36%, al máximo nivel entre los motores de gasolina fabricados en serie.