VDO ha celebrado recientemente la convención anual con sus talleres especialistas en tacógrafo digital DTCO . Durante el encuentro, la enseña perteneciente al grupo Continental ha presentado “las últimas novedades de la red, además de analizar la estrategia futura de la marca”, informan nuestros compañeros de TodoTransporte.com.

Los talleres DTCO de toda España se han reunido en Madrid coincidiendo con la celebración en la capital de Motortec 2017. Los responsables de VDO califican la convención como “una exitosa jornada por asistencia y participación” y destacan que la organización de este tipo de reuniones “es algo obligatorio y necesario para nosotros, ya que nos permite tener contacto directo con cada uno de los integrantes, siendo una comunicación bilateral en la que compartimos opiniones y estrategias”.

Durante la convención se analizaron diversas novedades, entre las que destacaron “el trabajo actual que Continental realiza de cara al futuro con el próximo tacógrafo inteligente 4.0, la orientación a servicios adaptados al mercado, los nuevos productos y la nueva legislación”.

En este último campo, el pasado mes de febrero se publicó en España el Real Decreto 125/2017, “relativo a la autorización de centros técnicos para tacógrafos, y en base a esto Continental presentó la planificación para su aplicación, asegurando el cumplimiento en plazo y en todos los talleres DTCO de todos los requisitos de esta nueva legislación”.

Los responsables de VDO hacen balance de sus diez años de actividad en el mundo del tacógrafo digital. Desde la marca sostienen que durante esta década el tacógrafo se ha convertido en un elemento “más amigable y útil”, capaz de “soportar cada vez más servicios de gestión de flotas, cubriendo los cambios en la legislación, las nuevas arquitecturas de camiones, las empresas de servicios y las demandas del mercado”.

Según VDO, en este contexto donde aparece el nuevo tacógrafo digital 4.0 que se lanzará próximamente. El nuevo dispositivo hará más sencillo el procedimiento de la descarga de datos de las tarjetas, reduciendo a la mitad el tiempo empleado para completar esta operación y “permitiendo su control total de forma remota”.