Kumho Tyre, fabricante coreano de neumáticos, ha incorporado la tecnología de identificación por radiofrecuencia (RFID) en la gestión de sus productos acabados y semiacabados. Este innovador sistema permite a Kumho optimizar todo el ciclo de producción con la monitorización y seguimiento del inventario desde su creación hasta su entrega.

 

Recordemos que Kumho fue la primera empresa del sector en incorporar el RFID en la gestión de sus productos acabados como apuesta para aumentar la eficiencia de sus procesos. En el año 2013, el fabricante coreano introdujo este sistema en sus fábricas para sus productos acabados de autobús y camión y, el pasado año, la integración fue total con la incorporación a sus neumáticos acabados para turismo.

El sistema RFID usado por Kumho se basa en el Internet de las cosas (IoT), que hace referencia a la tecnología o el entorno que garantiza una comunicación de datos en tiempo real mediante el aprovechamiento de sensores conectados con diferentes objetos. En definitiva, da la posibilidad al usuario de compartir información con el resto a través de una red que incorpora múltiples áreas que incluyen electrodomésticos y dispositivos electrónicos.

Ahora, Kumho ha implementado esta tecnología a sus productos semiacabados en sus fábricas coreanas. Este paso supone un avance respecto a sus competidores, quienes continúan usando códigos de barras para la gestión de sus productos.

El sistema incorpora una etiqueta RFID en las cargadoras de los productos semiacabados de sus fábricas. Esto permite la monitorización, seguimiento y control del inventario desde su creación hasta su entrega. Toda la información del producto se captura y distribuye a través de los receptores instalados a ocho metros de profundidad en el suelo de sus plantas.

Este sistema asegura asimismo a Kumho mejorar aún más su control de calidad gracias a la información en tiempo real que cumple su estricta política de "first-in-firstout", es decir, el primer neumático que entra en la planta será el primero en salir.

Al mismo tiempo, esta gestión eficiente de sus productos semiacabados ayuda al fabricante coreano a evitar posibles incidencias para los clientes, lo que repercute en una mayor confianza y satisfacción de los usuarios.

Kumho espera que este sistema mantenga a la compañía a la cabeza de la competitividad en el mercado de equipo original. De hecho, el nuevo sistema de producción ya ha sido recibido positivamente por constructores de la talla de Mercedes-Benz, BMW o Chrysler.

Bong-Young Sohn, vicepresidente ejecutivo de Kumho Tyre, indica que con esta novedosa tecnología nos adelantamos a nuestros competidores. "Con ello, aumentamos la eficiencia en nuestra producción y disponemos de un mayor control de calidad en la gestión de nuestro inventario. Continuaremos aprovechando este sistema para mejorar, aún más, la satisfacción del cliente y la innovación en la producción", apunta acto seguido.