Con motivo del 90 aniversario del servofreno de Bosch, la división de Bosch Automotive Aftermarket, a través de sus redes sociales “Bosch Automóvil”, ha puesto en marcha un nuevo concurso, tanto en su perfil de Facebook como en el de Twitter. Dado que el servofreno es un amplificador de la fuerza de frenada, Bosch quiere que los usuarios compartan en las redes sociales aquellas actitudes que amplificarían al volante, actitudes en todo caso positivas y que ayudan a mejorar la conducción.

Con tal motivo, desde el 20 de junio hasta el próximo 3 de julio, los usuarios de Facebook podrán comentar, en la publicación realizada con motivo del concurso, aquellas actitudes positivas que amplificarían durante la conducción. En el caso de Twitter, los usuarios que quieran participar podrán elegir, haciendo retuit o marcando como favorito, los tuits publicados con el hashtag #AmplificaLoBueno con las actitudes propuestas en este caso por Bosch.

En cada una de las citadas redes sociales, la marca sortea 9 packs formados por un altavoz bluetooth y una suscripción de un mes a Spotify Premium.

En los años 20, los automóviles ya circulaban a más de 80 km/h, aunque los frenos apenas estaban a la altura de esas prestaciones. Bosch asumió entonces el reto de solucionar esta peligrosa situación. Así, en 1927 el servofreno de Bosch consiguió reducir la distancia de frenada en un 35%.

Desde entonces, las innovaciones de Bosch han marcado el desarrollo técnico: desde los sistemas inteligentes de frenada hasta los sistemas de asistencia a la conducción.