CAPA (Comisión Antipiratería para el Automóvil) recuerda en el siguiente vídeo adjunto que los talleres del futuro están obligados a mantener unos estándares, como son primeras marcas de recambios, herramientas de máxima calidad, máquina de diagnosis, formación personal y acceso a un servicio de información técnica.

¿Qué pasa cuando un taller se equivoca al apostar por otros servicios?, se preguntan. Un equipo pirata, ¿es equivalente? Teóricamente tiene las mismas prestaciones que el oficial, pero los problemas no han hecho más que comenzar.

Por ello, CAPA recomienda encarecidamente no emplear equipos ilegales, pues apostar por un equipo pirata es perder un servicio técnico de primera.