Actualmente, Fersa está incluyendo el disco del sistema ABS en sus módulos de ruedas y algunos de sus rodamientos integrales (F 400007, F 400008, F 400009, F 400010, F400011, F400018 y F400019). El disco, junto al sensor del sistema anti bloqueo de frenos ubicado en el vehículo, detecta la reducción o falta de giro en el rodamiento y pone en funcionamiento el sistema ABS para liberar de nuevo la rueda afectada. Este avance forma parte de una línea de trabajo del equipo de Fersa centrado en la integración de los componentes para garantizar la máxima eficiencia al mecánico y la máxima seguridad al conductor del camión.

El equipo de investigadores de la compañía también contempla añadir otros componentes electrónicos que ayuden a detectar fallos prematuros en el funcionamiento del rodamiento y eviten un daño mayor en el vehículo. En esta línea, el equipo de Fersa trabaja para integrar sensores en sus rodamientos que midan variables como temperatura, velocidad vibración o carga, entre otras. “Esto nos permitirá en un futuro poder almacenar datos sobre el rendimiento de los rodamientos, llegando a predecir roturas y realizar mejoras de rendimiento”, aseguran desde la empresa.

El mercado de la automoción demanda soluciones cada vez más integradas que faciliten el montaje, no requieran un mantenimiento y que sean garantía de sellado y precisión. En Fersa se muestran convencidos de que la evolución del rodamiento debe ir de la mano del diseño de productos cada vez más completos, que permitan un recambio rápido y seguro. “Para nosotros la estrategia de la integración se resume en simplificar el manejo y montaje de nuestros productos al unificar todos los componentes”.

La integración conlleva beneficios significativos a la hora de instalar las soluciones Fersa en la aplicación final:

  • Se reduce la necesidad de mantenimiento: los componentes están lubricados de por vida. Además, los retenes y otros elementos de estanqueidad están incluidos y montados, garantizando la mínima entrada de contaminantes e impidiendo que el conjunto pierda lubricación.
  • Se garantiza una holgura axial predefinida: todos los componentes han pasado los mismos estrictos controles de calidad, de modo que su compatibilidad y la adecuación de sus diseños es total.
  • Se crea una unidad compacta: Fersa simplifica la solución al usuario, facilita su manejo e instalación, impidiendo fallos durante el montaje, contaminación por agentes externos o golpes que comprometan su rendimiento.
  • Se reduce el número de herramientas necesarias para el montaje.

En Fersa ya han implementado la integración en aplicaciones para rueda y diferencial de vehículo industrial a través de su gama de componentes integrados, como el módulo de piñón, los rodamientos integrales, los módulos compactos, los kits y los hubs de rueda de camión.