El ClimFilter Supreme viene a llenar un hueco de mercado de importancia creciente. Según datos del Centro Europeo de la Fundación para la investigación de las Alergias se estima en un 30 % de la población europea el porcentaje de afectados por las alergias en nuestro continente. Porcentaje que esta misma fuente sitúa en el 50 % para el año 2020.


Por ello Valeo ha desarrollado un filtro de habitáculo que no solamente cumple con la misión que, hasta el momento, cubrían todos los filtros de habitáculo homologados sino que además neutraliza los alérgenos aéreos con una efectividad del 92% respecto de los más comunes entre los presentes en Europa (gramíneas y olivo).
Su efectividad se apoya en la combinación de las ventajas de la tecnología del carbón activo con una capa de polifenol (un componente natural reconocido por sus beneficios para la salud por sus efectos antioxidantes) que captura y neutraliza los alérgenos.
Junto al bienestar del conductor estos filtros persiguen evitar circunstancias que influyen sobre la seguridad vial. Según un estudio publicado por el Automóvil Club de Alemania, cuando una persona estornuda conduciendo a 80 Km/h el conductor recorre una distancia de 25 metros con los ojos cerrados. Datos como este avalan que la probabilidad de sufrir un accidente de tráfico es un 30% mayor en el caso de las personas que sufren algún tipo de alergia (dato de la Academia Americana de la Alergia, Asma e Inmunología).
La gama ClimFilter Supreme cubre el 22% del parque, incluyendo los vehículos más populares en Europa. Su precio supone un incremento del 40% sobre el de los filtros de habitáculo convencionales (entre 10 y 15 € más en el PVP) y se recomienda su sustitucuión con una cadencia de 15000 kilómetros.