Empresas

Bosch genera unas ventas superiores a los mil millones de euros en electromovilidad

En la feria IAA, la compañía presenta el primer cable de carga para vehículos eléctricos sin caja de control.
Bosch vehiculos electricos

Bosch está creciendo el doble de rápido que el mercado de la electromovilidad: este año generará más de mil millones de euros en ventas y espera que se quintupliquen para 2025. “La electromovilidad se está convirtiendo en un negocio fundamental para nosotros y la movilidad libre de CO2 en un área de crecimiento. Convertimos los desafíos en oportunidades”, ha declarado Volkmar Denner, presidente del Consejo de Administración de Bosch, en la feria IAA Mobility 2021 de Múnich (Alemania). El negocio de la asistencia al conductor crecerá un 40%, mientras que las ventas del área empresarial Mobility Solutions aumentan este año un 10%.


La electromovilidad será el próximo capítulo en la historia de Bosch, con unas inversiones anticipadas hasta ahora de 5.000 millones de euros a las que se sumarán otros 700 millones este año. “Nos estamos preparando para que la demanda de vehículos eléctricos aumente a nivel mundial. Esperamos que, en 2035, el 60% de todos los vehículos de nueva matriculación en el mundo sean eléctricos”, ha señalado Stefan Hartung, miembro del Consejo de Administración y presidente del área Mobility Solutions.


Bosch continúa aplicando un enfoque de tecnología neutral, ofreciendo soluciones respetuosas con el clima en todo el mundo y para todo tipo de movilidad, dentro del respectivo marco político nacional. La compañía no solo está invirtiendo en propulsión eléctrica a batería, sino también en pila de combustible; por ejemplo, los primeros camiones con tecnología Bosch ya están circulando por las carreteras de China.

Bosch cable vehiculos electricos


En la IAA de Múnich, Bosch estrena un nuevo cable de carga flexible para coches eléctricos con tecnología de control y seguridad integrada, así como adaptadores para conectores de tipo 2 y domésticos. Incluso cuando se recarga a 230 voltios, se puede prescindir de la habitual caja de control ubicada en el cable, lo que significa un peso inferior a tres kilogramos, un 40% menos que los cables convencionales con cajas de control. Y para que los conductores no tengan que buscar opciones de recarga durante sus desplazamientos, el servicio de recarga de Bosch basado en la web ofrece acceso a más de 200.000 puntos de recarga en Europa, incluyendo el pago sin complicaciones.


Por otro lado, Bosch tiene en su cartera todos los componentes para la conducción automatizada (unidades centrales de control, sensores, inteligencia artificial) y cuenta con unos 5.000 ingenieros trabajando en todos sus niveles. Además, incluye las funciones mejoradas de asistencia al conductor que permiten quitar las manos del volante, así como las funciones completamente automatizadas.


Bosch está trabajando con Mercedes-Benz y otros socios para implementar esta función en el parking P6 del aeropuerto de Stuttgart. El nuevo Mercedes-Benz Clase S es el primer vehículo de producción del mundo que cuenta con la tecnología necesaria. Para que los vehículos puedan conducir mediante los comandos del smartphone hasta la plaza de aparcamiento reservada, Bosch ha equipado el parking con cámaras de vídeo instaladas de forma permanente. Se espera que, en 2025, otros mil  aparcamientos estén dotados de esta tecnología.


Según Bosch, aparte de sus ventajas en comodidad, la conducción automatizada puede hacer que el tráfico por carretera sea más seguro. La compañía ha sido pionera en sistemas de seguridad, desde el control electrónico de estabilidad hasta la frenada automática de emergencia, y continúa persiguiendo el objetivo de una conducción sin accidentes. Al mismo tiempo, la empresa está proporcionando un software innovador como base para la inteligencia necesaria en los vehículos.


En el futuro, el software será tan importante como el rendimiento o la eficiencia de la propulsión, y Bosch está dando forma a este cambio: casi la mitad de sus empleados en I+D en el área empresarial Mobility Solutions son ingenieros de software. Incluso la bicicleta se está convirtiendo en parte de Internet, tal como lo demuestra la nueva aplicación Bosch eBike Flow, que permite, por ejemplo, actualizar el software de los componentes.


Bosch se asegura de que los distintos módulos de software interactúen entre sí de forma fiable. Además, la compañía piensa más allá de los vehículos cuando se trata de conectividad. Desde abril de este año, los modelos Mercedes-Benz con el asistente de voz MBUX también han sido el centro de control para las aplicaciones 'smart home' de Bosch. Desde el asiento del conductor, un comando de voz puede contactar con la casa inteligente y apagar las luces, abrir las persianas y controlar la calefacción.

Relacionado Acceso centralizado a los datos protegidos del vehículo a través de SDA de Bosch La interconexión digital aumenta el peligro de ciberataques en la automoción

Hoy destacamos

Buscar en Posventa

Síguenos