Una importante intervención policial contra la piratería tuvo lugar durante diciembre en Palma de Mallorca, motivo por el que los recambistas de la capital balear felicitan a Capa (Comisión Antipiratería para el Automóvil), asociación integrada en Ancera.

Las actuaciones llevadas a cabo por Capa durante 2013 comienzan a dar sus frutos. En esta ocasión, se trata de una denuncia formulada invocando los derechos de Propiedad Industrial e Intelectual de Autodata.

En concreto, la denuncia se presentó ante la Policía Nacional de Baleares-Blanqueo de Capitales y Delitos Monetarios, señalando a una persona que ofertaba y comercializaba CD's Autodata pirateados, así como a tres talleres mecánicos en los que se había verificado la utilización de estos productos.

La Policía confirmó que los talleres identificados inicialmente disponían de CD's Autodata fraudulentos, ampliando su operativo a un total de entre 15 y 20 talleres que también habían instalado en sus ordenadores los programas piratas.

Como consecuencia de las indicadas diligencias policiales se pudieron identificar a dos proveedores de los programas ilegales, uno de los cuales se localizó y prestó declaración en comisaría en calidad de imputado.

A principios de marzo de 2014 la Policía Nacional de Baleares-Blanqueo de Capitales y Delitos Monetarios cerró sus investigaciones, remitiendo el atestado al Juzgado de Instrucción nº 4 de Palma de Mallorca, que instruye la causa.