BESA ha presentado recientemente una imagen renovada de todas sus fichas técnicas para la gama de productos de la línea CAR, especializada en el repintado de carrocería. Con esta mejora, el objetivo de la marca es “agilizar y facilitar la consulta de la información por parte del profesional, gracias a una organización mucho más intuitiva y accesible de los diferentes bloques informativos de cada producto”.

Las nuevas fichas técnicas están traducidas a cuatro idiomas (castellano, inglés, francés y alemán) y su rediseño ha venido precedido de un estudio que ha permitido a BESA optimizar la presentación de la información, priorizando la experiencia de usuario. Encontrar la información pertinente de forma rápida, que ésta sea clara y concisa, y que sirva para solucionar las dudas relacionadas con el uso del producto, han sido las principales premisas que el equipo técnico y comercial se marcaron desde un inicio.

“Seguir las indicaciones de las fichas técnicas de cada producto es un paso fundamental en la obtención de una reparación eficiente y de calidad”, insisten desde BESA, ya que el tipo de pieza, el proceso de reparación elegido o la temperatura ambiental son algunos de los condicionantes que tendrán una influencia directa en el resultado final. “La información aportada por la ficha técnica nos ayuda a controlar estas variables, evitando al mismo tiempo que se produzcan errores de aplicación no deseados”, añaden.

Entre la información que se puede encontrar en el nuevo diseño de las fichas técnicas destaca la compatibilidad entre diferentes productos, así como las pautas a seguir para realizar una correcta aplicación en términos de relación de mezcla, dilución, configuración del equipo de aplicación, tiempos de secado etc.

Esta mejora presentada en sus productos es un paso más en la estrategia de acompañamiento al usuario que BESA viene haciendo desde hace tiempo, con proyectos como BESA LAB, la plataforma de formación para el pintor profesional de carrocería y pintura industrial, o iniciativas de ayuda al sector, como el envío gratuito de más de 12.000 sprays desinfectantes a los talleres de carrocería.