La multinacional alemana Bosch está exhibiendo en la feria CES 2016 de Las Vegas (Estados Unidos) una tecnología que se ajusta perfectamente al eslogan que subraya el logotipo de la compañía: 'Innovación para la vida'. Son innovaciones para el hogar, la ciudad, el coche, y el lugar de trabajo.

De hecho, la firma se ha comprometido a impulsar la conectividad a través del Internet de las cosas, pues su objetivo es proporcionar soluciones más seguras, confortables y eficientes para la energía, la movilidad, la industria y el hogar inteligente. "Queremos hacer que la vida de las personas sea mejor y más sencilla, y la clave para esto es conectividad", expresó Volkmar Denner, presidente del Consejo de Administración de Bosch.

Bosch está utilizando el lema 'Simply.Connected' para resaltar este concepto en el CES, donde la compañía está presentando soluciones para smart homes, smart cities, la movilidad conectada y la llamada Industria 4.0.

En el negocio de la conectividad, Bosch se está beneficiando de su amplia cartera de productos y de un profundo conocimiento de la industria basada en décadas de experiencia. "Bosch puede conectar la movilidad con la energía, la construcción y la tecnología industrial para ofrecer servicios cruzados entre distintas áreas, algo que ninguna otra compañía puede ofrecen en la actualidad", asegura Denner.

Para ilustrar su idea se refirió a los coches conectados, que se comunican con un hogar inteligente a través del sistema de navegación, por lo que los conductores pueden, por ejemplo, precalentar el horno para la cena antes incluso antes de llegar a casa.

Por otro lado, en el campo de la movilidad conectada, Bosch presenta una primicia mundial: Retrofit eCall. El sistema de llamada automática de emergencia eCall, lanzada en 2012, estaba inicialmente previsto únicamente como equipamiento de serie en los vehículos nuevos, pero ahora también está disponible como una solución de montaje posterior.

Conectado a la toma del encendedor del coche, el sensor está diseñado para detectar colisiones y enviar la información correspondiente a un centro de servicio. Dependiendo de la gravedad del accidente, el sistema pone directamente en contacto al centro de servicios con el conductor o avisa a los servicios de emergencia más cercanos.