Mercedes-Benz es probablemente el fabricante que más cuida de la historia y el funcionamiento de sus vehículos, de todas las épocas, como lo demuestra haber sido pionero en la creación de un museo y del 'Mercedes-Benz Classic Centre', que se ocupa del suministro de recambios e información para el correcto mantenimiento y restauración de sus modelos clásicos.

 

Autolica, concesionario oficial de la marca y fiel a esta filosofía, abrió recientemente en Barcelona un nuevo servicio dedicado a los clientes de Mercedes-Benz clásicos, tanto en el apartado de taller (mantenimiento, reparación, restauración) como en el de recambios y boutique.

Los propietarios de estos Mercedes-Benz podrán disfrutar a partir de ahora de un taller especializado en sus coches, y con la garantía de un servicio oficial, pero con unas condiciones de precios adaptadas a este sector.

Además, este 'Mercedes-Benz Clàssic Centre Barcelona' recupera y preserva el histórico nombre Automóviles Fernández (primer concesionario de la marca en la Península), que había desaparecido en 2013 al fusionarse con Autolica.