La multinacional francesa Michelin invertirá cerca de 25 millones de euros en 2014 y 2015 para cuidar la seguridad y la ergonomía, además de mejorar y diversificar la oferta y la calidad de los neumáticos de turismo de alta gama, uno de los productos que se fabrican en la factoría vallisoletana.

Así lo ha anunciado el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, en su visita oficial a la fábrica de Michelin en Valladolid con motivo del 40 aniversario de esta planta, que produjo su primera rueda para turismo el 2 de octubre de 1973.

Esta inversión de 25 millones de euros coexistirá en el tiempo con la inyección de 30 millones de euros iniciada ya en 2013 en la planta burgalesa de Aranda de Duero para renovar las producciones de Michelin.

Herrera calificó esta inversión como una apuesta por Castilla y León, por España y por el futuro de las factorías españolas, en unos momentos de dificultades en los que la multinacional francesa prevé mantener los 3.200 empleos generados en la comunidad, 1.800 en Valladolid.

"Es un motivo de agradecimiento y un hecho que llena de esperanza e ilusión", reconoció Herrera, quien advirtió que estas cifras de inversión y empleo no se dan por casualidad, sino por el grado de productividad y de competitividad de las plantas de Michelin en Castilla y León, a las que el dirigente se refirió como "un ejemplo".

Destacó seguidamente que el 75% de la producción de Michelin en España se destina a la exportación, lo que ha supuesto para la compañía "un factor de fortaleza". En este sentido, reiteró su convencimiento de que el éxito se basa en una economía productiva e industrial, capaz de anticiparse y de vencer a las crisis, como ha demostrado Michelin a través de esa capacidad inversora, de innovación y de mejora permanente.