El nuevo equipo de Amazon, con una docena de empleados, se formó hace más de un año para explorar las posibilidades de aprovechamiento de los vehículos autónomos para la entrega de sus envíos. Sin intención de construir una enorme flota, teniendo sus propios vehículos autónomos Amazon ayudaría a superar las complicaciones y los costes involucrados en su logística.

La compañía podría utilizar vehículos autónomos incluyendo camiones, carretillas elevadoras y aviones no tripulados para mover mercancías, según una información del Wall Street Journal recogida por el portal inglés International Business Times.

Amazon ha evidenciado mucho interés en vehículos sin conductor. Ya en enero, se obtuvo una patente para la coordinación de estos coches en carretera. La compañía también está buscando un investigador “para el desarrollo de futuros sistemas de movilidad y transporte” en Amazon Robótica, sugiere una oferta de trabajo.

Amazon también espera esta tendencia para el transporte de mercancías en otras empresas, proporcionando una fuerte competencia para las firmas de mensajería, tales como United Parcel Service y FedEx.