Nissan ha presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra un visionario “Concepto del futuro de la movilidad” en colaboración en colaboración con los arquitectos Foster Partners, que explora como la tecnología eléctrica de emisiones cero influirá en el futuro diseño urbano, en el que los coches contribuirán a recargar de energía los hogares.

La asociación entre el fabricante de vehículos 100% eléctricos más vendidos del mundo y el estudio de diseño y arquitectura concluye que la estación de servicio del futuro será el propio coche. Esta colaboración, que cierra una asociación de 12 meses, ofrece un avance de lo que será la visión de “Movilidad Inteligente” de Nissan, un mundo en el que el coche interactuará con su entorno cuando los usuarios adopten las emisiones cero y las tecnologías Piloted Drive.

Incorporando numerosas tecnologías pioneras de Nissan, la visión se centra en como las tecnologías de la integración del coche en la red, el almacenamiento en baterías, la recarga sin cables, la conducción autónoma y la conectividad inalámbrica pueden combinarse para revolucionar la manera como usamos y distribuimos la energía en las principales ciudades europeas.

Nissan está actualmente probando un innovador sistema de integración de los coches eléctricos en la red de suministro en Europa que, cuando se combine con los avances en el campo de la reutilización de la segunda vida de las baterías permitirá a los conductores europeos operar sus propios sistemas de gestión de la energía al ser capaces de almacenar, utilizar o devolver energía a la red.

La necesidad de una red de repostaje innovadora se ha convertido en un aspecto vital en un momento en el que el mercado avanza hacia fuentes de energías alternativas como la electricidad. Hoy, más de la mitad (54%) de la población del mundo vive en ciudades y en 2050, siete de cada diez personas vivirán en áreas urbanas, por lo que es imperativo crear las infraestructuras que permitan este crecimiento. Está previsto que alrededor de 2050, prácticamente todas las necesidades de energía mundiales puedan satisfacerse mediante fuentes de energía renovables.