Audi demuestra, una vez más, su experiencia en la construcción de motores con la tecnología 'cylinder on demand' (COD), que reduce el consumo de combustible hasta en un 20%. Tres motores de gasolina en la gama Audi incluyen ya esta innovadora tecnología de desconexión selectiva de cilindros: el 1.4 TFSI COD con cuatro cilindros, el V8 4.0 TFSI COD y el W12 COD en el nuevo Audi A8 L.

La tecnología COD Audi es versátil y adecuada para su utilización en el motor de cuatro cilindros e inyección directa, así como en el V8 TFSI y en el 12 cilindros atmosférico. Señalar que en todos los motores desactiva la mitad de los cilindros a cargas bajas e intermedias del motor en las marchas más largas, hasta que el conductor acelera de nuevo con fuerza. En esta fase aumenta la eficiencia en los cilindros que permanecen activos, porque los puntos de funcionamiento se desplazan hacia cargas más altas.

La activación y desactivación es tan suave que apenas se percibe. En los modelos de ocho cilindros, los soportes de motor activos se encargan de compensar cualquier posible vibración, mientras que el sistema de cancelación de ruidos Audi Noise Cancellation (ANC) anula cualquier ruido producido durante el funcionamiento en la fase de desactivación de cilindros, al emitir sonidos con una frecuencia de fase opuesta. Estas soluciones se utilizan de forma independiente, o ambas en combinación, dependiendo del motor.

En el motor 1.4 TFSI COD, el sistema desconecta los cilindros dos y tres, al tiempo que en el V8 4.0 TFSI lo hace con los cilindros número dos, tres, cinco y ocho. Los cilindros se desactivan al desconectar el encendido y la inyección de combustible. Las válvulas están cerradas gracias a elementos que se desplazan sobre el árbol de levas por medio de pasadores accionados electromagnéticamente. Antes de esto, las cámaras de combustión se llenan de aire fresco para reducir la presión interna en los cilindros.

Finalmente, el motor W12 de 500 CV (368 KW) del nuevo Audi A8 L utiliza una variante especial de la tecnología de COD en la que las válvulas permanecen abiertas. El sistema desconecta primero la inyección de combustible y el encendido para todos los cilindros de la bancada izquierda del motor, que de esta manera queda funcionando con seis cilindros.