Lizarte ha vuelto a tomar parte en Automechanika Frankfurt para exponer sus productos, pero esta edición ha supuesto “un punto de inflexión” para la empresa navarra. Tras un periodo de reflexión estratégica, ha desarrollado una serie de acciones encaminadas a la consolidación definitiva de sus productos y servicios en el país germano.

Para ello, Lizarte se ha reforzado con la apertura de un nuevo almacén logístico cerca de Dortmund y ha incorporado a su plantilla a un responsable de mercado alemán. Con estas dos acciones específicas, la compañía pretende adaptarse a las exigentes necesidades de este mercado, incrementando su nivel de servicio tanto en agilidad de entrega, como en asistencia comercial y técnica.

A lo largo de Automechanika, que dejó a la empresa “un buen sabor de boca”, Lizarte también mantuvo diversas reuniones con empresas de primer nivel, con las que espera poder llegar, en breve, a distintos acuerdos de colaboración.

Igualmente, Lizarte ofreció a todos sus colaboradores un cocktail donde poder compartir impresiones y hacer 'networking' de un modo informal.