Conocimientos y aptitudes, además de seguir determinadas normas, es lo que recomiendan desde el Blog Ruta 401 de Loctite para ser un buen profesional de la reparación de vehículos. En uno de sus últimos artículos, se incluye un decálogo "que puede ayudar al taller a conseguir el éxito laboral", que pasamos a reproducir a continuación.

1. Amarás al taller sobre (casi) todas las cosas. Esto significa que te debes implicar en la dinámica del taller, mejorar tu trabajo en grupo, sentirte identificado con su trabajo y sus valores, e intentar crecer juntos profesionalmente.

2. No interferirás en el trabajo de tus semejantes. Te mantendrás en tu área de trabajo, a no ser que una situación excepcional o urgente te requiera en otra parte.

3. Mantendrás el taller limpio y ordenado. Es esencial que cada uno ponga de su parte y cumpla las normas de higiene.

4. Honrarás a tu jefe de taller. Harás caso a sus indicaciones y le comunicarás todos aquellos puntos que sea necesario mejorar (fallos en la operativa, material defectuoso, etc).

5. Tratarás a las herramientas como si fueran tuyas. Mantenerlas en perfecto estado es básico para que tú y tus compañeros podáis desempeñar vuestro trabajo.

6. No codiciarás más vehículos de los necesarios. Hay que saber manejar la cantidad de vehículos que somos capaces de atender para evitar la acumulación de trabajo y los retrasos.

7. Tratarás a los clientes con educación y respeto. A veces ellos no lo hacen, pero debes ignorar ese hecho aunque te cueste.

8. Cumplirás las normas de seguridad. Tanto en lo referente a equipos de protección individual, como a prevención de riesgos laborales o actuación en situaciones de riesgo.

9. No pronunciarás el nombre del taller en vano. Ésta va dedicada a los encargados de darle promoción al taller. Las redes sociales no existían hace 2.000 años, pero ahora pueden ser muy importantes.

10. Serás sincero y transparente. La honradez es un factor imprescindible, tanto con el cliente, como con los compañeros, proveedores o encargados.